Hospital Vithas Nuestra Señora de Fátima

Blog de salud del hospital del grupo sanitario Vithas en Galicia

¿Gripe o catarro? Cómo diferenciar sus síntomas

3 comentarios

Parecen iguales, pero no lo son. La gripe y el catarro son dos enfermedades diferentes que se manifiestan con síntomas muy parecidos. Aunque en muchos casos, la enfermedad pasa sin consecuencias, algunos pacientes con gripe pueden ver complicada su afección con consecuencias fatales. Por eso, distinguir bien una gripe de un catarro es fundamental. El neumólogo Antonio Fernández Rodríguez, del Hospital Vithas Nuestra Señora de Fátima explica en este post algunas diferencias…

4014611539_388bacbd90_o

La gripe es una enfermedad infecto contagiosa causada por el virus de la influenza. La transmisión es rápida y fácil a través del aire al hablar, toser o estornudar cerca de otra persona; y a través de las manos o en objetos (platos, cubiertos, vasos, juguetes… infectados).

Aunque es entre los meses de diciembre y marzo cuando año tras años se producen más casos, llegando incluso a cotas epidémicas, la gripe está presente todo el año. Afecta entre un 5 y un 15 por ciento de la población; aunque en sitios donde convive mucha gente, habitualmente cerrados, como pueden ser los asilos, conventos, o grandes edificios, puede llegar incluso a afectar al 50 por ciento de los residentes.

Gripe, hasta cinco días de fiebre y 15 de malestar

Los síntomas más frecuentes de la gripe son: fiebre alta y escalofríos, que habitualmente se manifiestan rápidamente, unido a dolores de garganta, cabeza, y musculares, acompañado todo ello de una inconfundible sensación de malestar general y tos seca. Fiebre y dolores musculares desaparecen a los tres o cinco días, pero la astenia se mantiene hasta 15 días.

Sin embargo, en algunas personas con otras patologías, o en ancianos o niños, los síntomas de la gripe pueden ser mayores y afectar a la capacidad de respirar, a padecer otitis, náuseas, vómitos o diarreas. En estos casos, hay que vigilar la evolución de la enfermedad ya que puede requerir incluso el internamiento hospitalario.

La vacuna de la gripe, que cada otoño se oferta a los grupos de riesgo, es una de las vacunas más seguras, con menor tasa de efectos secundarios, y nunca puede producir gripe ya que contiene virus inactivados. Esta vacuna, que cada año cambia, en función de las mutaciones experimentada por el virus el año anterior, está especialmente indicada para los grupos de riesgo, como son las personas mayores de 65 años, enfermos cardiovasculares, las embarazadas, y también en las personas que su trabajo sea de especial importancia para la comunidad,  o que puedan contagiar la gripe a personas con un alto riesgo de complicaciones.

4092914530_97262bd71b_b

El catarro, sin fiebre

El resfriado o catarro común es, también, una infección vírica, pero a diferencia de la gripe, que sólo se transmite por el virus influenza, son varios y variados los virus que lo ocasionan. Su contagio es, también, a través del aire y también se manifiesta principalmente en las épocas de otoño e invierno.

Los síntomas del resfriado se parecen y en ocasiones se pueden confundir, con los de la gripe, ya que causa inflamación de garganta, tráquea, senos nasales y oído; pero no ocasiona fiebre.

Ante un catarro, los antibióticos tampoco son efectivos y en los casos que provoca dolor de cabeza sí se aconseja tomar algún analgésico.

Muchos mitos, pero sin pruebas científicas

Quizás por tratarse de una enfermedad muy común existen muchos mitos, casi todos ellos sin base científica alguna, entorno a la prevención de la gripe y el catarro común.

Ni la vitamina C, ni el jengibre constituyen barreras naturales contra la gripe. Ni el ajo ni la cebolla curan la gripe. No existe ninguna evidencia científica de ello. Lo único cierto es que la vitamina C tiene muchas y buenas propiedades, el jengibre tiene algunas propiedades analgésicas, y el ajo y la cebolla son claramente inefectivos ante una enfermedad de transmisión aérea como es la gripe.

Lo que sí está demostrado es que una frecuente hidratación, el reposo, analgésicos y antitérmicos son, en la gran mayoría de los casos, suficientes para combatir la gripe. Es decir, los antibióticos no son eficaces en este caso y sólo bajo prescripción médica y en pacientes de riesgo puede ser aconsejable el uso de antivirales.

En resumen, gripe y catarro no son lo mismo, aunque en ambos casos sean enfermedades víricas que no responden a antibióticos. Los tratamientos que existen sirven para aliviar los síntomas, pero no curan la enfermedad. Y en todo caso, hay que vigilar bien la evolución ya que puede ser necesario acudir al hospital, especialmente en niños, ancianos y personas con problemas respiratorios.

Anuncios

3 pensamientos en “¿Gripe o catarro? Cómo diferenciar sus síntomas

  1. Pingback: ¿Gripe o catarro? Cómo diferenciar sus síntomas | xabierlopezescalante

  2. Muchas gracias, antes no sabía como diferencia la gripe del catarro, creía que eran lo mismo, un saludo.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s